mié. Abr 24th, 2019

¿Podría ser Maradona el nuevo DT de Boca?

Diego Armando Maradona

Diego Armando Maradona

Han transcurrido apenas dos meses y una semana desde ese día, pero en un lapso que parece corto sucedieron muchas cosas. La final de Copa Libertadores perdida por los xeneizes el domingo pasado en Madrid ante River es la principal, y su consecuencia es que Guillermo Barros Schelotto no continuará en el cargo de director técnico. Es decir que su lugar está vacante, ya no hay nadie a quien pasar por arriba.¿Entonces? Muy simple, el mítico número 10 pasó a ser automáticamente un candidato posible para entrenar a Boca.

Una primera encuesta realizada por TyC Sports que incluyó a Maradona, Martín Palermo, Gabriel Heinzey Antonio Mohamed como sustitutos del Mellizo ubicó exactamente en este orden de preferencia a los cuatro propuestos. Sobre más de 26.000 opiniones, el actual técnico de los Dorados de Sinaloa de la Segunda División mexicana fue elegido por el 33% de los votantes, contra un 28% del Titán, un 26% del Gringo y un 13% a favor del Turco.

El tema, sin duda, centrará buena parte de la información en los próximos días. Boca terminó su 2018 futbolístico en la cancha, pero hasta final de año la elección del nuevo conductor del plantel será el tema más relevante, salvo que alguna contratación o alguna marcha muy relevante lo desplace momentáneamente a segundo plano.

La pregunta es hasta dónde existen posibilidades reales de que el máximo ídolo del fútbol argentino rompa su vínculo con el equipo de Culiacán y vuelva a La Bombonera, pero esta vez a sentarse en el banco y no en su palco habitual.

Sin duda, es esa idolatría la carta más fuerte con la que cuenta Diego a su favor. La leyenda Maradona quizás ya no esté intacta pero permanece muy vigente en el público argentino en general y boquense en particular. La campaña de su equipo de Sinaloa fue seguida con inusitada expectativa en el país,y su llegada crearía una ola de fervor y apoyo solo comparable con la que despertó el regreso de Carlos Tévez hace un par de años. En cierta medida, sería el hombre perfecto para intentar que la dolorosa página de lo sucedido en la larguísima final de la Copa pase lo más rápido posible.

En su contra hay que tener en cuenta que Maradona es especialmente crítico con la gestión de Daniel Angelici en el club, y de su principal mentor, Mauricio Macri, en el Gobierno nacional.En la misma entrevista antes citada, trataba de “ladrón” al ocupante de la Casa Rosada y manifestaba que el principal problema de los Barros Schelotto no eran ellos sino “los que estaban alrededor”. El titular de la entidad formó parte de esa sentencia.

En cualquier caso, no le será sencillo a Angelici contratar al nuevo dueño del vestuario y mucho menos contentar a todos los hinchas de Boca. 2019 es un año electoral en el club, el Tano no puede presentarse a la re-reelección y deberá resolver el dilema de buscar un técnico con proyección de futuro, aunque haya otro presidente; o alguien para salir del paso durante este año.En todo caso, ya alguna vez mostró su predisposición para apoyar los deseos de la mayoría. A principios de su mandato, y ante el clamor de la hinchada, rompió el acuerdo de renovación que tenía con Julio César Falcioni para contratar a Carlos Bianchi. “La Bombonera ha hablado”, dijo a modo de explicación.

Con el ascenso a la Primera División azteca perdido en el alargue de la final y en plena crisis de pareja con Rocío Oliva, su última compañera sentimental, hasta el momento “el 10” ha permanecido callado. Aunque conociendo su manera habitual de actuar es probable que no transcurra mucho tiempo más en silencio.

Conviene estar atentos. Quizás el “show Maradona” esté más cerca de lo que pueda parecer a primera vista.