Unidos en apoyo a la lucha contra el hambre y desnutrición, Cargill de Honduras y el Banco de Alimentos firmaron un convenio de cooperación, demostrando el compromiso que tienen al sumarse cada día más a la meta de #HambreCero como parte de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

El Banco de Alimentos de Honduras, tiene 7 años de estar beneficiando a más de 52,456 familias de manera directa, recuperando 4,578,978 kilos en alimentos para evitar el desperdicio, de esta manera apoyan a las tres ciudades principales de nuestro país, con sus agencias en Tegucigalpa, San Pedro Sula y Choluteca, y con más de 91 organizaciones asistenciales.

La relación y cooperación de Cargill hacia el Banco de Alimentos con la donación de productos se ha mantenido por muchos años y en esta ocasión formalizaron este compromiso para seguir entregando y multiplicando el beneficio que entregan ambos.

“Estamos muy contentos de celebrar este convenio con Cargill de Honduras uno de nuestros principa-  les socios donantes estratégicos. Con este convenio se estarán beneficiando a 47 organizaciones asistenciales de la zona norte del país, las cuales a través de esta donación estarán apoyando a 3 municipios y comunidades aledañas, entregando de forma mensual 3,473 kilos de alimentos que serán distribuidos a organizaciones asistenciales beneficiarias de Cargill”, manifestó Lynda Marín, Presidenta de la Junta Directiva del Banco de Alimentos de Honduras.

Momento de la firma del convenio.

Por su parte Farid Kattum, Gerente General de Cargill de Honduras, expresó: “Hemos mantenido por muchos años las contribuciones de producto al Banco de Alimentos a través de nuestras marcas Pollo Norteño y Embutidos Delicia, al formalizar este convenio reafirmamos nuestro compromiso con la seguridad alimentaria y cadena de valor sostenible para contribuir con los objetivos del milenio alrededor de la erradicación del hambre y la mejora nutricional”.

Publicidad