Inicio Internacionales Trump, Azuza Miedo, a infiltrados en Caravana

Trump, Azuza Miedo, a infiltrados en Caravana

Donald Trump ha vuelto a la retórica del miedo y ni los propios republicanos, ni medios ultraconservadores, han tragado esta vez.

El presidente de EEUU ha tratado de crear pánico sobre la caravana de migrantes cetroamericanos que avanza hacia territorio estadounidense cruzando México. Y para ello ha aludido a unos supuestos “individuos desconocidos de Oriente Medio mezclados en ella”. Así, sin pruebas ni datos adicionales.

Primero lo ha dicho en su Twitter:

Donald J. Trump

@realDonaldTrump

Sadly, it looks like Mexico’s Police and Military are unable to stop the Caravan heading to the Southern Border of the United States. Criminals and unknown Middle Easterners are mixed in. I have alerted Border Patrol and Military that this is a National Emergy. Must change laws!

Tristemente, parece que la Policía y el Ejército mexicanos son incapaces de detener la caravana que se acerca a la frontera sur de EEUU. Criminales y personas desconocidas de Oriente Medio se han mezclado en ella. He alertado a la Policía Fronteriza y al Ejército de que esto es una emergencia nacional. ¡Debemos cambiar las leyes!

No está claro de dónde ha sacado esa afirmación, pero su tuit ha llegado poco después de que un comentarista de Fox News, la cadena favorita de Trump, especulara con que dentro de la caravana podría haber miembros del Estado Islámico.

Luego ha vuelto a decirlo personalmente ante los medios, a los que ha animado a coger sus cámaras e ir “al centro (de la caravana)” y buscarlos:

The Hill

@thehill

President Trump on migrant caravan: “You’re going to find MS-13, you’re going to find Middle Easterners, you’re going to find everything. And guess what? We’re not allowing them in our country.” http://hill.cm/kMpmeRn 

Vais a encontrar MS-13 (también conocida como Mara Salvatrucha, la organización de pandillas criminales que existe en varios países americanos), vais a encontrar gente de Oriente Medio, lo vais a encontrar todo. ¿Y sabéis qué? No les vamos a permitir entrar a nuestro país.

Varios periodistas que siguen sobre el terreno a la caravana, compuesta principalmente por hondureños, aseguran que no han visto vestigios de tal cosa. Un senador republicano, en una entrevista a CNN, lo ha llamado “embuste, retórica del miedo” y considera que Trump se equivoca al enfocar así el tema.

“En su mayoría, son gente que huye de la violencia o buscando una vida mejor. Y tenemos programas para algunos; obviamente no podemos aceptarlos a todos, necesitamos control fronterizo, pero tiene que hacerse con consideración”, apunta Jeff Flakes, senador republicano por Arizona.

CNN

@CNN

Republican Sen. Jeff Flake on Trump’s tweet claiming “unknown Middle Easterners” are “mixed in” with the migrant caravan: “No, that’s long been pretty much a canard and a fear tactic… These… are people who are either fleeing violence or looking for a better life”

Hasta algunos en Fox News, la cadena que comenzó la mentira, han salido a declarar que “no sabemos de ninguna evidencia que sugiera que (Trump) está en lo cierto, y el presidente no ha aportado pruebas”.

“Mujeres, niños y hombres de Centroamérica han caminado durante días. Dicen que escapan de la violencia y la pobreza de sus países de origen. Algunos esperan encontrar asilo en EEUU, como ordena la ley; otros sólo tratan de llamar la atención sobre la situación de sus conciudadanos”, añaden, según informa el jefe de corresponsales de la CNN en la Casa Blanca.

John Harwood

@JohnJHarwood

public service from Shep Smith of Fox News:
“President Trump is calling caravan a national emergency, claiming criminals and unknown Middle Easterners are mixed in. important note: Fox News knows of no evidence to suggest he’s accurate, and POTUS has offered no evidence” 1/2

John Harwood

@JohnJHarwood

more Shep Smith:
“Women/children/men from Central America have been walking for days. They say they’re escaping violence/poverty in home countries. Some expected to seek asylum in US as prescribed by law; others trying to attract attention to plight of home country residents” 2/2

Visto que el mensaje no calaba, la Casa Blanca ha sacado a la portavoz, Sarah Huckabee Sanders, para declarar ante la prensa que el presidente “claro que tiene pruebas” de la presencia de gente de Oriente Medio en la caravana.

“Cada día 10 individuos o conocidos terroristas tratan de entrar en nuestro país”, ha añadido Sanders, según una reportera de la CNN para la Casa Blanca. Como apunta la propia periodista, Trump no ha dicho nada de “terroristas”, sólo ha mencionado “individuos de Oriente Medio”.

Kaitlan Collins

@kaitlancollins

Sarah Sanders tell reporters Trump “absolutely” has credible evidence there are middle Easterners in the migrant caravan. “We have 10 individuals suspected or known terrorists that try to enter our country everyday.” (Trump didn’t say terrorists, he said Middle Easterners.)

También el vicepresidente se ha descolgado con una amenaza, aunque más prudente que la de Trump: ha sacado a los de Oriente Medio de la ecuación.

Mike Pence

@mike_pence

The caravan is made up of many vulnerable families, children and elderly being exploited by human traffickers and criminal gang members. We won’t stand idly by while this affront to our border approaches….

Mike Pence

@mike_pence

We must secure our border, build the wall, close the loopholes, & fix this broken immigration system once and for all. Remember the Midterms!

La caravana está compuesta por muchas familias vulnerables, menores y ancianos explotados por los que trafican con seres humanos y por bandas criminales. No nos quedaremos quietos mientras esta afrenta se aproxima a nuestra frontera… Debemos asegurarla, levantar el muro, cerrar las lagunas (legales) y arreglar este sistema migratorio roto que tenemos. ¡Recordad las legislativas!

La Administración Trump parece haber convertido este asunto en uno de sus alegatos más importantes de cara a las elecciones legislativas del 6 de noviembre en EEUU.

Trump recortará las ayudas a Centroamérica en represalia

No contento con eso, el magnate ha amenazado también a los países centroamericanos, mayoritariamente muy pobres, con recortarles “sustancialmente” la ayuda económica que los concede anualmente como represalia por el avance de la caravana de inmigrantes.

“Guatemala, Honduras y El Salvador no fueron capaces de hacer el trabajo de impedir que la gente saliese de su país y viniese de manera ilegal a EEUU. Comenzaremos ahora a recortar o reducir sustancialmente la enorme ayuda extranjera que rutinariamente les damos”, ha escrito en su Twitter.

Donald J. Trump

@realDonaldTrump

Guatemala, Honduras and El Salvador were not able to do the job of stopping people from leaving their country and coming illegally to the U.S. We will now begin cutting off, or substantially reducing, the massive foreign aid routinely given to them.

Aunque Trump tiene el poder de proponer menos fondos para Centroamérica en su siguiente propuesta de presupuesto, no puede detener el desembolso de la ayuda que el Congreso ya ha autorizado para la región, según los expertos.

“La Ley de Asistencia Extranjera da muy poca autoridad al presidente para cancelar la ayuda”, ha explicado en su web el centro independiente Oficina de Washington para Latinoamérica (WOLA). Otra ley de 1974 “prohíbe al presidente retener dinero que el Congreso ha aprobado” para un determinado país.

Según los últimos datos oficiales del Departamento de Estado, en el año fiscal 2018 EEUU ha destinado 84 millones de dólares en asistencia extranjera a Guatemala, 58 millones de dólares a Honduras y otros 51 millones a El Salvador.

Trump ya había recortado las ayudas a Centroamérica

El Congreso no ha aprobado aún los fondos que la Casa Blanca ha solicitado para el año fiscal 2019, que comienza este mes, pero la propuesta contempla la entrega de 69 millones de dólares para Guatemala, 66 millones para Honduras y 46 millones para El Salvador.

Trump ha recortado sustancialmente la ayuda a Centroamérica desde que llegó al poder en enero de 2017, y los fondos para este año fiscal suponen una reducción del 29% respecto al periodo anterior, que terminó en septiembre, de acuerdo con un informe del servicio de investigación del Congreso.

Sin embargo, el magnate insiste en que su Gobierno entrega “mucho dinero” a esos países, unos fondos que se destinan en parte a programas de apoyo a la democracia y lucha contra la corrupción, además de a esfuerzos destinados a prevenir y combatir la violencia, el crimen organizado y el narcotráfico.

“Cada año les damos ayuda extranjera. Y ellos no hacen nada por nosotros. Nada. Y les damos cientos de millones de dólares”, ha denunciado Trump en declaraciones a los periodistas en la Casa Blanca.

“Y tampoco sé qué está ocurriendo con México, parece que la gente (de la caravana) está ahora caminando por el medio de México, así que ese tema no me entusiasma, precisamente”, ha añadido.

Miles de kilómetros bajo el sol abrasador

Pese a los esfuerzos del Gobierno mexicano para detener el contingente, el río de personas no ha dejado de crecer y, de hecho, se habla de otra caravana que podría ingresar al país, mientras que hay centenares de migrantes atrapados en el puente fronterizo entre Guatemala y México.

El futuro presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, ha pedido al Gobierno de Chiapas protegerlos y ha ofrecido visas de trabajo a partir del 1 de diciembre, cuando asuma el cargo.

El objetivo de la caravana, compuesta por unos 4.500 migrantes, es alcanzar la frontera estadounidense desde México, lo que supone un recorrido de entre 2.000 y 4.000 kilómetros.

La caravana avanza por el suroriental estado mexicano de Chiapas en un brutal éxodo que se ha cobrado al menos una vida y en el que los migrantes han denunciado violaciones de los derechos humanos por parte del Gobierno mexicano.

Ni el calor abrasador, por encima de los 30 grados, ni la dura caminata diaria de unos 40 kilómetros han aplacado los ánimos de los miles de migrantes centroamericanos.

Dos muertos desde que partió

A ritmo ligero, familias enteras, muchos hombres pero también madres solteras con hijos, han convertido el asfalto en un río de personas, una muchedumbre agotada pero sin intenciones de desfallecer.

Los más afortunados pueden subir a camiones y furgonetas, un regalo para los que arrancaron el periplo el 13 de octubre, convocados por el boca-oreja o a través de las redes sociales. Al menos dos personas han perdido la vida en la caravana.

Algunos piden limosna. Sin apenas nada en los bolsillos y escaso equipaje, viajan con lo puesto y agradecen la ayuda del pueblo mexicano, que les reparte agua, comida, medicamentos y ropa en un ejemplo de enorme solidaridad.

“¡No somos criminales!”, entonaban algunos durante la caminata rumbo a la pequeña localidad de Huixtla. Ante decenas de medios de comunicación nacionales e internacionales, describen este movimiento como un “éxodo” fruto de décadas de “hambre y muerte”.

Publicidad