Inicio Deportes La carambola con la que sueña Florentino

La carambola con la que sueña Florentino

Florentino Pérez tiene preparados 300 millones de euros, o más, para fichar a Neymar o Mbappé. El presidente del Real Madrid tiene paralizados los fichajes ante la posibilidad de que la UEFA sancione al PSG a propósito de la investigación abierta en julio sobre las cuentas del club francés a petición de Javier Tebas, presidente de la Liga del Fútbol Profesional (LFP), para que indague si ha infringido el ‘Fair Play Financiero’.

En el Madrid esperan que UEFA dicte sentencia la próxima semana, antes del día 31, como anuncian algunos medios, y sancione al club parisino sin poder fichar y obligándole a equilibrar sus balances económicos entre gastos e ingresos. El motivo de la investigación son los supuestos contratos ficticios de publicidad y los pagos del banco de Qatar para financiar los fichajes.

El PSG tiene que pagar la semana que viene al Mónaco el traspaso de Mbappé valorado en 180 millones de euros. El club parisino necesita, además, ingresar 90 millones para equilibrar sus balances entre gastos e ingresos. Las cifras negativas se acumulan, pero la situación podría no ser tan límite como se pinta, ya que un fallo negativo podría ser recurrido por el club galo, como informó ‘Sport’, y alargar el contencioso consumando el cierre del mercado manteniendo a los dos jugadores, Neymar y Mbappé, en sus filas.

Aunque UEFA no sanciona prohibiendo fichar por ventanas, FIFA sí, podría impedir que el PSG haga efectivo ese pago al Mónaco para cerrar el fichaje de Mbappé, por lo que tendría que regresar a su ex equipo tras el año de cesión en París, según ‘As’. Ahí el Madrid tendría esa oportunidad de fichar al jugador al tener cerrado un acuerdo con el club del Principado a falta de hacerlo con el jugador.

El PSG puede decidir también traspasar a Neymar por 300 millones para limpiar todo el supuesto doping financiero que arrastra. O recurrir, lo que no le libraría de haber infringido el Fair Play Financiero, si finalmente se demuestra que tiene supuestos contratos ficticios de publicidad y los pagos del banco de Qatar para financiar los fichajes.