No todos saben qué es el metabolismo, pero todos quieren acelerarlo de la forma que sea para así quemar más grasa…¿Cierto? Antes de saber si eso es verdad y si realmente hacer un ayuno o un detox puede hacer más lento tu metabolismo, empecemos por explicar qué es el metabolismo y cómo funciona.

¿Qué es el metabolismo?

El metabolismo son todas las reacciones químicas que se llevan a cabo en el cuerpo para poder realizar todas nuestras funciones; es un proceso por el cual se rompen algunas sustancias químicas y se forman otras.

Existen dos procesos químicos del metabolismo que trabajan simultáneamente y estos son el anabolismo y el catabolismo.

  • Anabolismo se refiere a las reacciones químicas que ocurren cuando el cuerpo toma moléculas sencillas y las utiliza para construir nuevas sustancias.
  • Catabolismo es cuando el cuerpo rompe productos químicos complejos en sustancias o moléculas más sencillas y de ahí poder formar otras sustancias.

La gente normalmente habla del metabolismo como si solo fuera qué tan rápido o lento quemas las calorías que consumes, pero esto va mucho más allá. Este “tipo” de metabolismo es a lo que nos referimos por tasa metabólica de reposo(TMR) y esto es igual a las calorías que consumes por existir (o sea que no incluye ningún tipo de actividad física, solo es la energía que necesitas para llevar a cabo funciones vitales).

¿Cómo acelerar el metabolismo?

La TMR depende de factores como la genética y qué tanta masa muscular se tiene. Hay personas que consideran que comer varias comidas al día acelera el metabolismo. Esta idea surge ya que cuando comes gastas energía para poder digerir y desglosar la comida en todos sus componentes —esto es llamado efecto termogénico de los alimentos (ETA)—. Sin embargo, aunque esto tiene lógica, no está comprobado que el consumo de varias comidas al día afecte el metabolismo.

Hay estudios publicados en revistas científicas importantes (como el British Journal of Nutrition) donde se ha demostrado que la frecuencia de comidas al día no afecta el peso corporal de las personas, lo único que afecta es el tipo y cantidad de alimentos que se ingieren.

También está la creencia de que los ayunos o detox extremos hacen más lento el metabolismo, pero al igual que la frecuencia de alimentos no demostró cambios en la TMR, los ayunos tampoco. De hecho un estudio del 2005 publicado en una de las revistas científicas más importantes de Estados Unidos, The American Journal of Clinical Nutrition, encontró que los ayunos de días alternativos (un día comes y el otro no y así sucesivamente) podían incrementar la oxidación de la grasa favoreciendo una disminución en el peso corporal.

Lo único realmente comprobado para acelerar el metabolismo es el aumento de masa muscular. Esto se debe a que el músculo es un tejido activo que necesita energía para desempeñar sus funciones, por lo que entre más tienes, más energía necesita tu cuerpo, por lo que la tasa metabólica de reposo aumenta.

Para aumentar la masa muscular es importante consumir una cantidad adecuada y suficiente de alimentos y, si estos vienen de fuentes naturales y enteras como los que se recomiendan en la filosofía Come Limpio, el cuerpo va a poder aprovecharlos mejor. Por encima de todo, recomiendo alimentos naturales y enteros porque contienen un balance adecuado de carbohidratos, proteínas y grasas.

Entonces… ¿cuántas veces al día hay que comer?

Hay diferentes criterios que establecen pautas sobre las comidas que se deben realizar al día. Algunos sugieren ingerir al día 3 comidas principales y dos pequeños snacks, otros solo promueven el consumo de las 3 comidas principales sin comer entre horas, otros recomiendan ayunos intermitentes, etc. ¿A cuál le hacemos caso? Depende…

Muchos nutricionistas recomiendan las 3 comidas principales y 2 snacks, porque se ha visto que es más fácil que las personas controlen sus porciones si no llegan a su siguiente comida con mucha hambre.

También se ha visto que algunas personas que padecen gastritis se ven beneficiadas cuando comen aproximadamente cada 4 horas. Sin embargo, estas reglas no aplican en todas las personas, por lo que no podemos tomarlo como regla para todos.

La filosofía ayurvédica establece que deberíamos de comer únicamente cuando haya sol, ya que este está conectado con nuestra digestión, y sugiere el consumo de tres comidas al día durante horarios específicos de acuerdo a la estación del año en la que nos encontremos.

Cada persona es única y diferente y cada día puede variar muchísimo para una mismo individuo. Por lo tanto, es importante escuchar a nuestro cuerpo y procurar comer únicamente cuando se tiene hambre.

¡Ojo! Si eres alguien muy distraído o con poca estructura en su vida, puede ser necesario establecer horarios específicos para comer o incrementar el nivel de consciencia para poder ser capaz de escuchar a tu cuerpo adecuadamente.

Publicidad