La fiebre tifoidea es una enfermedad es provocada por una bacteria que solamente afecta al ser humano y se trasmite a través de agua o alimentos contaminados con heces de una persona enferma.

En los hogares y las ventas de alimentos: comedores, restaurantes, mercados, entre otros, se sugiere mantener normas de higiene en la preparación de los alimentos para evitar la enfermedad.

En el mes de febrero, el Ministerio de Salud (Minsal) anunció un incremento de casos, ayer el viceministro de salud, Julio Robles, reveló que se contabilizan 644 casos sospechosos de la enfermedad.

Según el funcionario, los departamentos del país donde se registra mayor número de casos son: Santa Ana, Chalatenango y San Salvador, siendo Apopa, Mejicanos y Soyapango, los municipios que presentan más afectación.

Síntomas de la fiebre tifoidea

  • Fiebre que comienza baja y aumenta cada día
  • Dolor de cabeza
  • Debilidad y fatiga
  • Dolores musculares
  • Sudoración
  • Tos seca
  • Pérdida de apetito y adelgazamiento
  • Dolor abdominal
  • Diarrea o estreñimiento
  • Erupción cutánea
  • Abdomen extremadamente hinchado

Recomendaciones para evitar la fiebre tifoidea 

Detectarla a tiempo, ayuda a prevenir su contagio, ten en cuenta los siguientes consejos:

  • Higiene básica, como lavarse las manos antes de comer y después de ir al baño
  • No comer alimentos preparados en puestos callejeros
  • No tomar bebidas con hielo de dudosa procedencia
  • Beber agua embotellada y si es potable hervir por tres minutos
  • No ingerir productos lácteos, excepto si están pasteurizados
  • Las verduras y hortalizas deben consumirse cocidas. Si prefiere consumirlas crudas, debe sumergirlas previamente, durante al menos cinco minutos
  • No consumir pescados y mariscos crudos; deben ser hervidos al menos durante diez minutos antes de su consumo
  • Lavar la fruta antes de consumirla

Las autoridades sanitarias recomiendan evitar la automedicación y en caso de sintomas, presentarse a un establecimiento de salud.

En casos más graves puede presentar complicaciones como hemorragias intestinales (sangrado gastrointestinal abundante), perforación intestinal, insuficiencia renal y peritonitis.

Publicidad