Inicio Uncategorized ¡Ni boobs, ni piernas! Esto es lo que más le atrae a...

¡Ni boobs, ni piernas! Esto es lo que más le atrae a los hombres

Ahora sabrás que la belleza interior tiene otro significado.

Desde siempre se nos ha dicho que el hombre es un ser visual que valora el físico de las mujeres por encima de todo, pero una investigación sugiere que lo que realmente les atrae no son ni las boobs ni el trasero ni las piernas, sino algo que no está a simple vista.

El profesor David Bainbridge, especialista en biología evolutiva de la Universidad de Cambridge, afirma que los hombres se interesan por otras cualidades más allá de la cara o el cuerpo, y asegura que ellos ponen la inteligencia muy por encima de los senos grandes y las piernas largas.

A la hora de elegir una pareja con quien formar una familia, los chicos buscan primero el intelecto.

“La inteligencia es, con mucho, la cualidad más atractiva para los hombres que buscan una compañera a largo plazo porque es probable que sea una madre responsable”, explica Bainbridge.

Pero también se fijan en el exterior…

Claro que esto no anula la atracción física y el deseo, pues aunque la belleza está en el interior sí se fijan en ciertos detalles corporales. Por ejemplo, el biólogo explica que el tamaño de los senos no importa, siempre y cuando sean simétricos, dado que nos sentimos atraídos por el equilibrio visual.

“En realidad los pechos grandes son más propensos a ser asimétricos y los hombres están más atraídos por la simetría. Además, envejecen más rápidamente y los hombres valoran la juventud”, comentó Bainbridge.

En el caso de las piernas no es tan importante la longitud como su forma. El experto asegura que las piernas rectas son sinónimo de salud genética y ausencia de enfermedades de desarrollo, como el raquitismo, por lo que resultan más atractivas.

Los hombres también buscan simetría en los rasgos faciales y corporales, ya que sugieren genes “estables”.

Otros estudios aseguran que las caras sencillas son más fáciles de procesar por la mente y por tanto, aquellas que cumplen ese patrón nos resultan más placenteras a la vista.

Helen Cronin, especializada en darwinismo y evolución humana, plasmó en su libro ‘The Ant and the Peacock’ que “la belleza es un indicador del estado de salud y de fertilidad de la mujer y la selección natural ha dado al hombre el gusto por la belleza femenina porque indica todo tipo de cosas relativas a sus cualidades como pareja”.

Esto podría explicar por qué a algunos hombres les atraen las mujeres curvy con muslos y pantorrillas voluptuosas, así como una cintura más pequeña que las caderas, pues tener mayor índice de grasa en la parte inferior del cuerpo sugiere que ha almacenado suficiente grasa durante la pubertad para satisfacer las necesidades de un bebé en crecimiento.