Diario QuienOpina.Com – Honduras, Inicia demolición de segunda cárcel más grande del país

Honduras, Inicia demolición de segunda cárcel más grande del país

bruce octubre 16, 2017 Comentarios desactivados en Honduras, Inicia demolición de segunda cárcel más grande del país
Honduras, Inicia demolición de segunda cárcel más grande del país

San Pedro Sula, Honduras.

S¿Un megaparque para recreación, un centro de salud, una escuela técnica para jóvenes o áreas especiales para el impulso de Micro Pequeñas o Medianas Empresas (Mipymes)?, al final la sociedad de San Pedro Sula, determinará el proyecto que se va a levantar donde por 60 años operó la segunda cárcel más grande de Honduras.

El cierre de la penitenciaría se efectuó en un acto público, con participación de las autoridades gubernamentales, del Instituto Nacional Penitenciario (INP), en presencia de los vecinos del lugar, comerciantes y otros sectores de la sociedad sampedrana.

Posteriormente, la demolición del vetusto edificio fue encabezada por el Presidente Juan Orlando Hernández. Ahora el anuncio de las autoridades municipales y del gobierno central sobre que serán los sampedranos los que decidan qué proyecto se construirá en ese predio, mantiene a la población optimista y contenta.

En más de 6 décadas, los vecinos del presidio vivieron un infierno y el temor en ellos persistía, tomando en cuenta que gran parte de los privados de libertad hacían de las suyas y ni siquiera a las autoridades penitenciarias respetaban.

Lo que parecía imposible se volvió realidad con el cierre. Sus viejas paredes no serán nunca más testigos del desorden y la corrupción que ahí reinaba.

El sector empresarial, la academia y el resto de la sociedad hondureña lo toman como una gran victoria para Honduras y una sabia y valiente decisión del Presidente Juan Orlando Hernández.

“San Pedro Sula agradece el cierre del Centro Penal. Hoy marcamos una nueva era y decimos juntos: San Pedro Sula va cambiando”, manifestó el alcalde sampedrano, Armando Calidonio.

Esta ciudad ya no tiene una bomba de tiempo. Injustamente la ciudad fue calificada como la más violenta del mundo, ahuyentando el turismo, la inversión y miles de empleos.

Con el traslado de líderes de maras y pandillas se redujo la extorsión en un 80 por ciento y se disminuyó la tasa de homicidios por cada 100 mil habitantes, logrando así el reconocimiento internacional en la lucha contra la delincuencia común y organizada.

El Índice de Paz Global hace unos años señaló a Honduras como el país más violento del mundo, luego de alcanzar una tasa de homicidios superior a 90 por cada 100 mil habitantes.

El mismo Instituto de Paz y Seguridad, que elabora dicho Índice, reconoce que Honduras ha mejorado y que se ha reducido en más de 30 puntos la tasa de homicidios. La proyección de 2017 indica que se reducirá 10 puntos más.

Representantes de la sociedad de San Pedro Sula se unieron a la jornada de sanación y esperanza celebrada en el antiguo Centro Penal de San Pedro Sula, con el objetivo de demoler la vieja obra y colocar la primera piedra de lo que será el nuevo proyecto en beneficio de la comunidad.

La Jornada de Sanación y Esperanza fue acuerpada además por una Comisión Sampedrana Por La Paz, que ahora trabajará en conocer los criterios de la sociedad para determinar qué es lo que se necesita construir en el predio.

En el acto se llevó a cabo un acto espiritual por parte de representantes de las iglesias católica y evangélica, para orar y pedir sanidad para una zona que en su momento fue considerada una escuela del crimen.

El Presidente Hernández, principal gestor de la clausura del centro, acudió a la jornada en compañía de la Primera Dama, Ana García y autoridades de gobierno y locales.

El pastor de la Iglesia Evangélica, Roy Santos, calificó el cierre de la cárcel sampedrana como “algo histórico está sucediendo hoy y es bueno ver que este centro después de ser un lugar de sacrificio y dolor, igual fue de oportunidades para los que estuvieron allí”.