Periódico QuienOpina – ¿Qué es y como se formó el Estado Islámico?

¿Qué es y como se formó el Estado Islámico?

bruce Julio 25, 2017 Comentarios desactivados en ¿Qué es y como se formó el Estado Islámico?
¿Qué es y como se formó el Estado Islámico?

Es muy probable que ya hayas escuchado mucho sobre el Estado Islámico, pero todavía tengas preguntas sobre el tema. Reunimos algunas dudas comunes sobre uno de los asuntos más delicados y complejos de la actualidad.

De manera resumida, el Estado Islámico es un califato. Eso quiere decir que se trata de un Estado gobernado por un líder que es, al mismo tiempo, político y religioso. Sus seguidores son musulmanes, pero una parte minúscula de los seguidores de la religión apoya a sus acciones.

Según la BBC, para entender al Estado Islámico tenemos que regresar a 2002, con la creación del grupo radical Tawhid wa al-Jihad fundado por el jordano Abu Musab al-Zargawi. Después de la invasión de Irak a Estados Unidos, el hombre juró lealtad a Osama bin Laden y ayudó a fundar lo que sería la mayor fuerza de resistencia del país: Al Qaeda.

Zargawi se muere en 2006 y al Qaeda crea el Estado Islámico de Irak como una organización alterna, que fue debilitada por Estados Unidos. Pero, en 2010, fue reconstruida por su nuevo califa, el iraquiano Abu Bakr al-Baghdadi. En 2013 la organización se unió a rebeldes sirios que estaban en contra del presidente Bashar al Asad.

La fusión de las milicias de Irak y Siria fueron anunciada en abril de 2014. El nuevo nombre de la organización fue Estado Islámico de Irak y el Levante. Su conquista militar más importante en el período fue la de Mosul, la segunda ciudad más importante de Irak, que les proporcionó su avance a la capital de Bagdad. A mediados de julio, consolidaron el control de decenas de ciudades y cambiaron su nombre a Estado Islámico.

En abril de 2014, la organización se auto-nombró Estado Islámico de Irak y el Levante, cuya sigla en inglés es ISIS, de acuerdo con BBC.

De acuerdo a este mismo medio, el Estado Islámico está presente y tiene control político en Siria e Irak. Pero también tiene presencia afiliada en Argelia, Afganistán, República de Chechenia, Libia, Egipto, Arabia Saudita, Pakistán, Nigeria e Yemen.

Los combatientes del Estado Islámico tiene pleno acceso a una gran variedad de armamento, incluyendo artillería pesada, como ametralladoras y lanzadores de cohetes, según la BBC. En sus incursiones militares, también tienen acceso a tanques de guerra y vehículos blindados tomados de los ejércitos de los países que ocupan.

La BBC afirma que, una de las principales fuentes de financiamiento de ISIS se da por medio del apoyo de personas naturales de países del Golfo Pérsico, a ejemplo de Qatar y Arabia Saudita.

Sí. Según la revista TIme, aunque en Túnez 86% de los ciudadanos crean que la democracia es la mejor forma de gobierno, cerca de 6 mil personas se unieron al Estado Islámico de manera voluntaria, la tasa mundial más alta. A éste le siguen Arabia Saudita, Rusia, Turquía y Jordania.

Sí, CNN nos presenta datos de las Naciones Unidas sobre el tema: en 2005 se calculaba que el Estado Islámico había privado de su libertad a cerca de 3.500 personas, en su mayoría mujeres y niños de etnias o religiones diferentes de las suyas.

A parte de las donaciones de simpatizantes, el Estado Islámico también lucra millones de dólares con la venta de petroleo y gas retirados de los campos que controla, impuestos cobrados en “sus” territorios y actividades criminosas como secuestros. En Irak, por ejemplo, ha robado efectivo de bancos que estaban en los territorios que ha ocupado, como nos informa BBC.

Los números actualizados por CNN al 13 de febrero de 2017 apuntan que el Estado Islámico ha realizado 143 ataques en 29 países, con un saldo de 2043 muertos. Sus ataques traspasan el Medio Oriente y también ocurren en América del Norte, Europa, África, Asia y Australia.

El Estado Islámico está compuesto por yihadistas, con una interpretación particular del Islamismo. Ellos creen ser los únicos creyentes verdaderos y reales. En otras palabras, según su visión, las personas que no son parte de su grupo son “no creyentes” y quieren destruir su religión.

Entre las prácticas de extrema violencia usadas por los miembros del Estado Islámico están los asesinatos y las decapitaciones, que muchas veces son grabadas en vídeo. Su objetivo es aterrorizar a los “no creyentes”, que incluyen la mayoría de los musulmanes que siguen a otras vertientes de la religión y condenan la guerra.

Según CNN, el Estado Islámico usa las redes sociales para divulgar su ideología, incluyendo temas religiosos. También suelen divulgar asesinatos y destrucción de locales históricos.

Datos divulgados por BBC en 2016 reportan que el Estado Islámico tiene alrededor de 15 mil combatientes activos. Pero otro cálculo, divulgado por el mismo medio, reporta que habrá de 30 a 50 mil personas, de las cuales al menos 12 mil son extranjeros. Se calcula que apenas el 30% de los combatientes están en el Estado Islámico por su libre voluntad.

El 6 de julio de 2017, el Estado Islámico realizó un ataque en contra del parlamento iraní y el mausoleo del ayatolá Jomeini en Teherán, la capital del país. El atentado llamó la atención por su precisa coordinación, resultando en 12 muertos y casi 50 heridos. Como nos informa el periódico El País, Irán no está relacionado al Estado Islámico, al contrario, es una nación estable y que está pasando por reformas aperturistas. Eso es incómodo para el Estado Islámico que, a parte de no estar de acuerdo con su política, considera el territorio del país estratégico para la expansión de su régimen.

El califa del Estado Islámico nació en Irak y era uno de los hombres más buscados del mundo. El gobierno de Estados Unidos ofreció 25 millones de dólares por su captura, nos informa Milenio. Un líder discreto, al-Baghdadi apareció con claridad en apenas un vídeo, en el 2014. Según documentos de investigación, el califa tenía un doctorado en Estudios Islámicos y fue maestro universitario.

El 11 de julio del presente año, el Observatorio Sirio de Derechos Humanos declaró que Abu Bakr al-Baghdadi había muerto, lo que representaría una gran perdida para el grupo. También llamado de Califa Ibrahim, el líder fue abatido en un ataque aéreo a los 45 años de edad. El Estado Islámico confirmó su muerte y está buscando a un nuevo líder, según el periódico Daily Mail.

Israel fue creado para ser un territorio judío y también está en Medio Oriente. Pero, aunque el Estado Islámico ya ha amenazado y atacado a la nación, no está entre sus planes inmediatos ocuparla.

Según el periódico El Economista, la “declaración de guerra” del Estado Islámico a Israel sucedió el 9 de febrero del presente año, cuando la organización lanzó proyectiles a la ciudad de Eliat desde Egipto. Pero, entre las razones por las cuales el Estado Islámico teme a Israel está la gran organización militar del país. También está la cuestión geográfica, que no favorece al Estado Islámico: Israel está muy lejos de su territorio, tiene una frontera muy pequeña y bien controlada, como nos recuerda BBC.

La bomba no nuclear más grande de nuestro tiempo fue enviada por Estados Unidos a Afganistán en abril de 2017. Nombrada como A GBU-43/B Massive Ordnance Air Blast Bomb (MOAB), la bomba fue aventada desde un avión militar de Estados Unidos. Según CNN, 94 combatientes del Estado Islámico han muerto en el ataque.