Periódico QuienOpina – Honduras, Dádivas pagó “Cachiro” a Los Lobos, su prima y diputado

Honduras, Dádivas pagó “Cachiro” a Los Lobos, su prima y diputado

bruce Julio 6, 2017 Comentarios desactivados en Honduras, Dádivas pagó “Cachiro” a Los Lobos, su prima y diputado
Honduras, Dádivas pagó “Cachiro” a Los Lobos, su prima y diputado

Un festín de dólares pagaron “Los Cachiros” y Carlos Lobo, alias “El Negro Lobo” a Fabio Lobo y sus contactos para evitar la incautación no solamente de la cocaína, sino que de las propiedades y empresas que forjaron a costa del trabajar en el narcotráfico por más de una década.

Así queda establecido en el documento “Opinión y Orden”, de la jueza del Distrito Sur de Nueva York, Lorna Schifiel, en contra del acusado, Fabio Lobo, del 30 de junio de este año, donde responde al caso 15Cr.174, en la demanda de los Estados Unidos contra Fabio Porfirio Lobo, quien guarda prisión en Nueva York, desde el 20 de mayo del 2015.

Después de declararse culpable sin tener un acuerdo con el gobierno, Fabio fue condenado por conspiración para introducir cocaína en los Estados Unidos, al ayudar al cartel de “Los Cachiros”.

La Fiscalía del Distrito Sur de Nueva York demandó el decomiso 326,667 dólares a Fabio Lobo, como resultado de sus ganancias obtenidas con su participación en los crímenes, según revela uno de los documentos recientes, en el que la juez del distrito Sur, Lorna Schifiel, expone sus consideraciones sobre el juicio y alegaciones de las partes.

“El gobierno solicita el decomiso por la suma de 326,667 dólares, que alega que el demandado obtuvo directa o indirectamente, como resultado de su delito. Por las siguientes razones, el tribunal concluye que la fiscalía ha demostrado suficientes pruebas de que el demandado en realidad adquirió $ 266,667, como resultado del delito de convicción basado en los siguientes cinco eventos”.

Se supone que aquí fue captado cuando chateaba con “El Cachiro” Devis Leonel Rivera Maradiaga.

Esos eventos citados por el gobierno en el juicio indican que “en primer lugar, el congresista hondureño, Fredy Renán Nájera Montoya, pagó al demandado 50,000 dólares, que el demandado admite que recibió, a cambio de participar en varias reuniones para discutir un trabajo para el tráfico marítimo de drogas, en 2012 o 2013”.

“Segundo, como Rivera testificó, el demandado recibió 90,000 dólares a cambio de ayudar a escolta personalmente los envíos de cocaína de varios cientos de kilogramos en 2012 y 2013. Rivera pagó al demandado por lo menos 20,000 dólares en efectivo y pagó otros 20,000 dólares para tener el blindaje del automóvil que dio a Fabio. Para el envío del 2013, Rivera pagó a Fabio 50,000 dólares en efectivo”.

“En tercer lugar, Rivera pagó al demandado $ 16,667 a cambio de que Fabio Lobo ayudara a Rivera y su hermano a evitar las incautaciones de sus bienes, por parte del gobierno hondureño. Rivera testificó sobre una reunión realizada en un hotel en el que pagó al demandado por haberle proporcionado una lista de propiedades y cuentas bancarias que el gobierno hondureño planeaba incautarle. Rivera le dio a cambio entre 50,000 y 70,000 dólares en esa ocasión”.

“Que Rivera explica que también pagó para tres personas: a Fabio, a una prima de Fabio que era el jefe de la agencia del gobierno, que planeaba incautar las propiedades de

“Los Cachiros” y un congresista hondureño. Rivera utilizó esta información para eliminar activos, como armas y dinero, de las propiedades que debían ser incautadas”.

La jueza considera que el gobierno no acreditó las pruebas suficientes para establecer que Fabio sobornó con 100 mil dólares a los policías para dar seguridad a un cargamento de droga.

“La defensa del demandado sostiene que cualquier dinero que Rivera pagó a la parte demandada por información sobre las incautaciones de activos, no formaba parte de la conspiración para importar cocaína. Este argumento es inútil porque el demandado adquirió este dinero, como resultado de la conspiración. Los pagos compensaron al demandado por la conspiración para la importación de drogas, ya que la información proporcionada por el demandado permitió a Rivera ocultar los activos, derivados de los envíos de cocaína de “Los Cachiros”, que fueron importados a los Estados Unidos con la ayuda del demandado”.

Según la juez, “el gobierno ha demostrado con suficiente evidencia, que el demandado realmente adquirió $16,667, como resultado de esta conducta delictiva”.

“En cuarto lugar, Rivera le dio al acusado una bolsa que contenía aproximadamente 10 mil dólares, después de que el gobierno hondureño realizó las incautaciones en 2013. Rivera explicó que durante la conversación, agradeció a Fabio la información sobre las propiedades y le pidió que le ayudara a evitar la extradición a los Estados Unidos, como su padre había prometido. Al igual que con el pago realizado antes de las incautaciones, el demandado realmente adquirió este dinero, como resultado de su conspiración para la importación de drogas”.

La supuesta reunión entre Fabio y los seis policías en la foto proporcionada por la DEA.

“En quinto lugar, como declaró Rivera, alrededor del tiempo que el demandado ayudó a Rivera con la cocaína en 2012, también le pidió a Rivera que le presentara a otros narcotraficantes porque “podría hacer el mismo tipo de operación que había hecho”.

“Rivera, posteriormente, hizo arreglos para que Fabio se reuniera con Carlos Lobo, otro narcotraficante hondureño”.

“Carlos Lobo le pagó a Fabio 100,000 dólares a cambio de ayudarlo con las propiedades que le habían incautado y también presentarlo al secretario de Óscar Álvarez, un funcionario hondureño que había estado realizando investigaciones de “Los Cachiros”. La evidencia establece que el demandado adquirió $ 100,000 resultado de su delito al saber, que conspiraban para la importación de droga con Rivera”.

CONTRATOS CACHIROS

El clan de los Rivera Maradiaga cuando les aseguraron sus propiedades y contactaron a Lobo.

El clan de los Rivera Maradiaga cuando les aseguraron sus propiedades y contactaron a Lobo.

La jueza no solo desestimó las menciones de Devis Leonel Rivera Maradiaga al general Pacheco, sino que también los contratos a las empresas de “Los Cachiros”.

“El gobierno no demostró que Fabio haya adquirido al menos $ 60,000 en sobornos por contratos gubernamentales. La fiscalía cita el testimonio de Rivera respecto de un esquema, en el cual tres instituciones del gobierno emitieron contratos para las empresas de los Rivera, que fueron utilizadas para lavar dinero procedente del tráfico de drogas”.

“Rivera testificó que pagó por los contratos entre $ 300,000 y 350,000 a “Los Lobos”, es decir, la parte demandada y a su padre, y los jefes de tres oficinas del gobierno. El gobierno alega que el demandado, uno de los cinco beneficiarios, debe recibir un crédito de $60,000, que es un quinto de los $300,000. Sin embargo, el gobierno no ha dado suficientes pruebas de que el demandado realmente recibió esos dineros”.

“Rivera declaró en forma afirmativa cuando se le preguntó si era su “conocimiento que parte de los sobornos fueron pagados a la parte demandada, sin embargo, no explicó qué parte de estos sobornos recibió Fabio, ni Rivera testificó que él o cualquier otra persona, le dio los 60 mil dólares”.

“El Negro Lobo” ofreció 100 mil dólares a Fabio para ver a Óscar Álvarez.

Sin embargo, la juez considera que “el gobierno ha establecido que el demandado está sujeto a pagar la cantidad de $266,667 en calidad de fianza”.

Otro aspecto que desestimó la juez del Distrito Sur de Nueva York es que Fabio Lobo haya sobornado con 100 mil dólares a los seis policías que en una reunión en junio del 2014 planearon una operación para asegurar el transporte de cocaína para el cartel de “Los Cachiros”.

Entre cero y 20 años de cárcel a dos policías culpables

  • Dos policías se declaran culpables

AFP. Dos de los siete policías hondureños acusados de ayudar a Fabio Lobo a traficar drogas hacia Estados Unidos -Víctor Oswaldo López Flores y Carlos José Zavala Velásquez-, encarcelados en Nueva York- se han declarado culpables, según documentos judiciales.

El primero sería sentenciado el 25 de julio y Zavala Velásquez el 15 de septiembre. Este último confesó haber perpetrado el mismo delito -conspiración para importar más de 5 kg de droga a Estados Unidos- en 2011, en un hecho no relacionado con el caso Fabio Lobo, dijo una fuente cercana al caso.

A cambio de esta confesión, los cargos en su contra en el caso Lobo serán dejados de lado por la fiscalía estadounidense en el momento de la sentencia, añadió la fuente.

Los policías acusados participaron en una reunión en junio de 2014 con dos mexicanos presentados por Fabio Lobo que actuaban como narcotraficantes del poderoso cartel de Sinaloa pero eran en realidad informantes de la DEA.

La reunión fue filmada y en ella, según el gobierno estadounidense, los acusados mostraron un mapa de Honduras a los agentes de la DEA y señalaron dónde había retenes policiales y ofrecieron un plan de ruta para la droga.

“Zavala Velásquez estuvo presente en la reunión, pero su presencia no significa una intención criminal”, dijo el miércoles a la AFP su abogado, Howard Leader.

Por la primera acusación en su contra, el policía podía ser condenado a un mínimo de 10 años de cárcel y un máximo de cadena perpetua. Tras su confesión, puede ser condenado a un mínimo de cero y un máximo de 20 años.