Periódico QuienOpina – Honduras, Colombianos, lavan dinero en los Mercados

Honduras, Colombianos, lavan dinero en los Mercados

bruce Julio 10, 2017 Comentarios desactivados en Honduras, Colombianos, lavan dinero en los Mercados
Honduras, Colombianos, lavan dinero en los Mercados

Tegucigalpa, Honduras.

La red de prestamistas colombianos,  continúa funcionando a sus anchas, en los mercados de la capital, San Pedro Sula, Ceiba, El Progreso, La Paz y Juticalpa, sangrando, como el “chupa cabras” de los cuentos, a los comerciantes que reciben los préstamos a 30 por ciento de interés, pagado diariamente a los emisarios.

De acuerdo a las investigaciones del Ministerio Público, estos prestamistas colombianos ya desplazaron a los hondureños y se han asociado para lavar el dinero de la Mara Salvatrucha. Cobran cada lempira, ya sea del capital o del interés, a sus clientes y si estos no pagan, mínimo se ganan una paliza.

Otros comerciantes que han caído en las garras de esta gente han pagado con su vida o han sido despojados de sus casas y propiedades, cuando en efectivo no han podido saldar las deudas. Hay registros de casos de comerciantes asesinados por deudas con los colombianos ligados a la MS-13.

El trabajo de los colombianos no solamente ha mutado porque trabajan con los pandilleros, sino porque ahora lavan dinero, a través de la lotería apuntada con los tres sorteos diarios que se registran en el país. En la medida que ofrecen más premios por los números acertados, se mueve el dinero sucio.

Por ejemplo, por cada número la gente apuesta un mínimo de 50 lempiras y el premio de resultar ganador es calculado en casi cuatro mil lempiras, según las investigaciones del caso, que se han ido documentando en todo este tiempo.

También, otros vendedores de la lotería clandestina manejan otros precios, pero coincidentemente, el valor de los premios supera a los que otorgan las loterías oficiales que operan en el país. Esta forma de lavado de dinero es muy rentable y no deja huella, además es apetecida por los jugadores que ya saben dónde ubicar a la red que opera haciendo este tipo de trabajo con los colombianos y los pandilleros.

Se ha detectado que algunos vendedores han tomado medidas para No ser descubiertos por las autoridades, tienen sus estrategias y anillos de seguridad, difíciles de infiltrar para los investigadores. Sin embargo, sus operaciones de blanqueo ya están en el ojo del huracán.

Este es un juego superior al que se realiza con los vendedores de los mercados porque hay numerosos jugadores de lotería, adictos a todas las formas de juego de azahar que son presa fácil. Hay otro elemento importante y es que cuando los números se agotan en la máquina, suben su valor en el “mercado negro” de la lotería.

Según las investigaciones, estos colombianos tienen “luz verde” de la “Mara Salvatrucha” para operar en la mayoría de los mercados, que “comandan” para hacer sus negocios; pasan una cuota por cada comerciante que cae en la necesidad de trabajar con el dinero de ellos (los colombianos), informaron fuentes allegadas a este rotativo.

A pesar del peligro que representan, los préstamos son muy solicitados por los vendedores, debido a que no requieren de mucho trámite, no les piden avales y la “plata” se entrega “friendo y comiendo”, pero esta transacción hecha al margen de la ley, puede resultar mortal si el receptor tiene un retraso en la paga.

Según las autoridades, los prestamistas colombianos están relacionados al crimen organizado transnacional.

Las unidades de investigación “olfatean” de cerca a los trabajadores de la red que opera y mueve el billete de esa forma y está compuesta por unos 23 colombianos, que al parecer tienen residencia en el país, estos viajan seguido a Colombia y Guatemala.

Se presume que los líderes de la organización criminal, forman parte de uno de los carteles conocido, como “Los Rastrojos”, quienes desde el 2002 iniciaron operaciones en su país, aunque algunos de los miembros fueron capturados en el 2012, se presume que las células de la estructura operan en Centroamérica. En algunos países de la región cobran extorsión, realizan secuestros y asaltos, pero en el caso de Honduras, lo utilizan principalmente para el lavado de activos, según las líneas de investigación.

Alrededor de siete grupos de colombianos están operando en más de ocho ciudades, principalmente, en los mercados y sus alrededores; sin levantar sospechas, tienen señuelos, que son mujeres quienes ofrecen los préstamos sin mayor garantía para ellos, pero para los que solicitan los mismos pagan con sangre los retrasos, algunos aducen que tienen oficinas, pero con direcciones falsas de sus “empresas de maletín”.

Algunas de ellas operan en el centro de la capital, ofrece terrenos con financiamientos atractivos y de fácil pago en los préstamos, son solares ubicados en invasiones, la gente cae en la trampa, pero si no cumplen con la cuota que pactaron así como la hora, comienza el acoso, la intimidación y las represalias contra los deudores y familiares.

Es importante mencionar que los hombres y mujeres, tanto hondureños, como colombianos, caminan fuertemente armados y custodiados por supuestos mareros para evadir la justicia y cualquier sorpresita que les tengan preparada sus deudores.