Periódico QuienOpina – Hacienda denuncia a Cristiano Ronaldo

Hacienda denuncia a Cristiano Ronaldo

bruce mayo 25, 2017 Comentarios desactivados en Hacienda denuncia a Cristiano Ronaldo
Hacienda denuncia a Cristiano Ronaldo

La Agencia Tributaria ha enviado ya a la Fiscalía de Madrid el expediente de la inspección al futbolista portugués del Real Madrid Cristiano Ronaldocorrespondiente a los años 2011 al 2014 al entender que el jugador cometió delito fiscal al no tributar una parte sustancial de sus abultados ingresos por la comercialización de sus derechos de imagen. La documentación comenzó a ser analizada ayer mismo en las dependencias de la Fiscalía de Delitos económicos de Madrid.

Ahora corresponde a esta última estudiar la información remitida por los inspectores y decidir si también aprecia la posible existencia de los delitos fiscales y, por lo tanto, debe presentar la correspondiente querella en los juzgados. El caso quedará en manos de la fiscal que ya se encarga de otros similiares. De considerar que hay indicios suficientes de fraude a Hacienda, los fiscales deberán presentar la querella contra Ronaldo antes del 30 de junio para evitar que prescriba el delito correspondiente al 2011. Si la Fiscalía asume el criterio de la Agencia Tributaria, Ronaldo acabará como tantos otros jugadores – entre ellos el azulgrana Leo Messi- juzgado y potencialmente condenado por delito contra la Hacienda Pública.

La inspección a Ronaldo arrancó en diciembre del 2015, antes de que se publicasen las informaciones de Football Leaks, con documentación sobre diferentes agentes y jugadores de futbol y las redes de sociedades en paraísos fiscales utilizadas para ocultar los ingresos a las haciendas de diferentes países. En aquel momento, fuentes próximas a Hacienda manifestaron que sus pesquisas habían detectado más indicios que los recogidos en los documentos filtrados.

En el caso de Ronaldo, en el momento de inicio de las actuaciones de la inspección ya habían prescrito los años 2009 y 2010, los dos primeros en los que el portugués jugó en el Real Madrid de Florentino Pérez.

El jugador portugués ha disfrutado durante gran parte de su periodo en el Real Madrid de las ventajas derivadas de su condición de no residente a efectos fiscales, acogiéndose a la llamada Ley Beckham. Esta norma habilitaba a los profesionales que residían en España procedentes del extranjero por motivos laborales declarar como no residentes y tributar un 24,75%, un porcentaje muy inferior al 48% vigente para el resto de los contribuyentes con altos niveles de ingresos en el momento de aprobación de la mencionada normativa.

Atendiendo a ese criterio, Ronaldo debería haber incluido en sus declaraciones de renta como no residente la inmensa mayoría de los 75 millones que, según las mencionadas informaciones periodísticas, ingresó como derechos de imagen entre 2009 y 2015 y que, en realidad, habrían acabado recalando en diversas sociedades en paraísos fiscales. Esto es sólo una aproximación pues los últimos cálculos, correspondientes al 2016, cifran los ingresos anuales del portugués, mayoritariamente por la venta de los derechos de imagen , en más de 70 millones de euros. Según algunos cálculos, la factura de Ronaldo con Hacienda no bajaría de los 23 millones, incluyendo las sanciones correspondientes.

 La normativa y la jurisprudencia del Tribunal Supremo desde por lo menos el 2008 consideran que quien se acoge a ese régimen fiscal tienen la obligación de incluir en su declaración a la Agencia Tributaria todas las rentas del trabajo generadas en todo el mundo. Ronaldo, según las fuentes consultadas, no lo hizo así y prefirió considerar que la gran mayoría de esas rentas habían sido generadas por actividades en el exterior y por lo tanto no deberían tributar en España.

Cuando se inició la inspección, Ronaldo efectuó un pago de varios millones que, sin embargo, no le ha servido para frenar las investigaciones ni, lo más importante, evitar las consecuencias penales de su comportamiento supuestamente defraudador.

En el caso de que el pago cubra la cantidad defraudada y se haga constar el reconocimiento de la culpa, sí que tendría efectos atenuantes de las penas.

El portugués ha realizado un pago millonario que, sin embargo, no sirve para evitar el caso penal.