Periódico QuienOpina – Píldoras anticonceptivas, ¿y adiós al acné?

Píldoras anticonceptivas, ¿y adiós al acné?

bruce diciembre 18, 2014 Comentarios desactivados en Píldoras anticonceptivas, ¿y adiós al acné?
Píldoras anticonceptivas, ¿y adiós al acné?

¿Cómo es posible que una píldora anticonceptiva pueda lograr mejorar el aspecto de pieles oleosas? La respuesta es simple: Al reducir la cantidad de la hormona testosterona en el cuerpo, disminuiría la producción de sebo logrando, a su vez, una menor obstrucción de los poros de la piel.

Los andrógenos, un grupo de hormonas que incluyen la testosterona, serían los responsables de estimular la piel para producir sebo, explica el portal de salud WebMD.

Tomar píldoras anticonceptivas que contienen estrógeno y progesterona, disminuiría esta cantidad de andrógenos en el cuerpo, explica a Yahoo el Dr. Ariel Ostad, dermatólogo afincado en la ciudad de Nueva York. Esto se traduciría en menos cantidad de sebo.

Su efectividad contra el acné, explica a su vez el esteticista de celebridades Renée Rouleau en la revista Teen Vogue, se debería a que “el aceite (sebo) reproduce bacterias, y estas conducen a la brotes de acné”. La premisa, por tanto, es que si la testosterona disminuye, también lo haría el acné.

¿Resultados instántaneos?

Según otro experto consultado por Yahoo, el Dr. Gary Goldenberg, profesor asistente de dermatología y patología en la Escuela de Medicina Monte Sinaí de Nueva York, algunos pacientes pueden experimentar un empeoramiento del acné al inicio del tratamiento. “Pero, por lo general, mejoran con el tiempo”, agrega.

La parte difícil, según detalla la ginecóloga y obstetra Jennifer Ashton en Teen Vogue, es que “a veces hay un brote antes de que desaparezca”. Es decir, puede que el acné temporalmente empeore antes de mejorar, debido a la progestina de algunas pastillas.

Aún así, asegura Ashton, “en mis 10 años de experiencia, yo diría que el 90% de los problemas de la piel de las niñas tienden a mejorar drásticamente dentro de los seis meses de comenzado el tratamiento”.

Reglas del juego

Antes de seguir cualquier tratamiento contra el acné con anticonceptivos,es imperativo que haya sido prescrito por un médico ginecólogo, aconseja Ostad. “Este indicará las precauciones a tomar y hábitos a evitar durante el tratamiento”. Fumar cuando se toma la píldora, por ejemplo, podría disminuir su eficacia, indica. Además, el experto asegura que “aunque lo más probable es que se elimine completamente el acné, la piel puede volverse más sensible al sol y dar lugar a un melisma, que es un oscurecimiento”.

Otros efectos secundarios potenciales podrían incluir fatiga, náuseas, dolores de cabeza, cambios en los períodos, y un mayor riesgo de coágulos de sangre y enfermedades del corazón, agrega. Además, cuando se combina con medicamentos prescritos por un dermatólogo, “es importante consultar con ambos médicos si uno no tendrá un posible efecto sobre el otro”, avisa.

Con luz verde

Aunque el mercado de píldoras anticonceptivas ha crecido de forma espectacular en la última década, hasta el momento, WebMD detalla que solo tres marcas han sido aprobadas por la Agencia de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) para tratar el acné.

Ortho Tri-Cyclen: contiene una combinación de estrógenos y progestina llamada norgestimato. Fue aprobada por la FDA en 1997 y es uno de los anticonceptivos orales más comúnmente recetados para este uso. La píldora está disponible con diferentes dosis de progestina.

Estrostep: fue aprobado en 2001 por la FDA para luchar contra el acné común en mujeres de más de 15 años. Contiene bajos niveles de estrógeno y progestina, que reducirían los niveles de hormonas andrógenas en el cuerpo. Su composición química de noretindrona y etinil estradiol también disminuiría la testosterona, que disminuye la producción de sebo en el cuerpo.

Yaz. Utiliza la combinación de estrógeno con una forma sintética de progesterona llamada drospirenona. Aunque fue aprobada por la FDA como tratamiento para el acné en 2006, recientemente la agencia advirtió que las píldoras anticonceptivas que contienen drospirenona podrían acarrear un mayor riesgo de procovar coágulos de sangre en comparación con las que contienen otros progestágenos.

Otros anticonceptivos orales como Yasmin y Alesse, no han sido aprobados aún para combatir el acné por la FDA.

La conclusión es que si bien estos anticonceptivos orales pueden ayudar a tratar el problema del acné, se aconseja consultar a un médico antes de comenzar a tomarlos.